Select the search type
 
  • Site
  • Web
Search

Preparan lista de 500 familias para vivienda

Minimize

 El Fondo Nacional de Vivienda Popular (FONAVIPO), junto a las instituciones involucradas en la ejecución del programa Casa para Todos, prevé iniciar pronto la selección de las 500 familias que serán beneficiadas con la construcción de viviendas en San Miguel.

“La apertura de la (futura) oficina en San Miguel debe ser de cortísimo plazo, en una semana o dos, para empezar la selección para que el Fondo (Social para la Vivienda, FSV) los califique con crédito y luego nosotros como beneficiarios”, afirmó Marco Fortín, presidente de FONAVIPO.

Para dicha selección se tomará como base la información recopilada en el Sistema de Ahorro y Financiamiento Habitacional (SAFH), donde el Viceministerio de Vivienda cuenta con un registro de beneficiados con programas de soluciones habitacionales, y grupos familiares aspirantes a recibir ayuda estatal.

También se incluirán las fichas que el FSV tiene en su sistema de demanda, siempre y cuando las familias soliciten una vivienda con precio menor a $13,000.

A la fecha, hay más de 7,200 fichas en el SAFH a escala nacional, en tanto que el Fondo reportó recientemente una base de datos con 8,989.

“Solo le vamos a adjudicar vivienda a aquel que no tenga, porque la política del proyecto es beneficiar con subsidio del Estado. La inmensa mayoría que ya vino (a consultar) es de dos salarios mínimos”, explicó Fortín.

De acuerdo al FSV, de sus fichas registradas un 88% de la demanda es de familias con hasta cuatro salarios mínimos, y un 66% de las más de 8,900 está en el rango menor a dos salarios mínimos de ingreso. La selección pasará por un análisis de carencia de bienes proporcionada por el Centro Nacional de Registros (CNR), así como la verificación de fichas realizada por la Gerencia de Inclusión Social de FONAVIPO. Para la Cámara Salvadoreña de la Industria de la Construcción (CASALCO), contar con un banco de información como el SAFH fortalece la labor de escogitación de los futuros beneficiados.

Cada familia estaría recibiendo en subsidio unos $3,000, en promedio, que es el precio de la tierra donde estará la vivienda. A través del FSV recibirá un crédito de $10,000, en promedio, para un plazo de 25 años.

“El SAFH básicamente recopila toda la información de demanda, y FONAVIPO tiene un buen sistema informático para hacer evaluaciones socieconómicas y de crédito para otorgar un subsidio. También el Fondo Social tiene la calificación de crédito y el Viceministerio que tiene una oficina de asentamientos humanos que hace la calificación”, explicó Ismael Nolasco, director ejecutivo de CASALCO.

Según Nolasco, cada institución tiene su propio mecanismo de selección de beneficiarios, ya que FONAVIPO atiende a familias con ingresos de hasta cuatro salarios mínimos, enfocado hasta dos salarios mínimos; el Fondo Social satisface la demanda de crédito de clientes arriba de cuatro de salarios mínimos y el Viceministerio de Vivienda destina recursos a quienes no tienen mayores ingresos económicos.

“Cada quien en su área ha estado haciendo esfuerzos dispersos. Lo bueno de este plan anticrisis es que se ha comenzado a trabajar en la finalización de un proyecto (SAFH), que está tomando bastante fuerza. Han unido esfuerzos”, dijo Nolasco.

CASALCO espera que el proceso de selección sea lo mayor transparente posible, ya que daría más credibilidad al trabajo que realizan las autoridades.

Licitaciones

En tanto, Fortín reiteró que la licitación para el proyecto habitacional Nuevo Belén, a desarrollarse en un terreno de 10 manzanas de FONAVIPO ubicado en el cantón migueleño Las Chilcas, será lanzada en la segunda quincena de septiembre próximo.

Dicho proyecto estaría finalizado en mayo de 2010, y para los otros dos proyectos se prevé iniciar con el proceso de licitación el próximo año.

A la par del proceso de selección de familias a ser beneficiadas en San Miguel, se trabaja a nivel de planos en el diseño de los lotes, aguas negras, aguas lluvias, electrificación y otros servicios, así como en los términos para el concurso público.

Durante el lanzamiento del programa Casa para Todos a mediados de julio pasado, como parte de las medidas anticrisis del Ejecutivo, se anunció que FONAVIPO licitaría para 18 meses la construcción de 2,200 casas, por una inversión de $28.6 millones.

“En total, serán tres grandes proyectos de interés social a desarrollar”, dijo Fortín; el primero de estos será Nuevo Belén.

Fuente

Minimize

Primer concurso en septiembre

Minimize

 

Minimize

EN SAN MIGUEL. En las fotos, terreno de 10 manzanas de FONAVIPO ubicado en San Miguel, donde se desarrollará el proyecto habitacional Belén. Serán 500 unidades habitacionales de $13,000 cada una.

EN SAN SALVADOR. El segundo proyecto habitacional de interés social de FONAVIPO a licitarse en octubre será desarrollado en terrenos de la Fuerza Naval, ubicado en Ciudad Delgado, San Salvador. Se construirán 350 viviendas.

EN SAN MARTÍN. La tercera licitación se lanzaría en noviembre próximo, para la construcción de 1,350 casas en terrenos del Ministerio de Hacienda, ubicados en La Bretaña, San Martín. Para cada proyecto se busca que los beneficiarios sean del lugar.

DEMANDA REGISTRADA. De las 7,203 fichas registradas en el Sistema de Ahorro y Financiamiento Habitacional (SAFH), 4,345 corresponden al Viceministerio de Vivienda, 1,306 al Fondo Social, 1,367 a ONG y 185 de privados. Esta demanda es a escala nacional.

Capacidad instalada. Tanto FONAVIPO como CASALCO afirman que las empresas constructoras tienen la capacidad necesaria para construir las 2,200 viviendas en 18 meses. Para 2010, el Gobierno prevé lanzar a licitación el levantamiento de otras 5,000 casas.